3 de marzo de 2012

Cristina La única parte III - Educación



(...)somos el gobierno que logró destinar 6.47 por ciento del PBI a la educación argentina, lo que nunca se había logrado.(...)

(...) Sin embargo desgraciadamente no se pudo llegar a un acuerdo en todas las jurisdicciones en el tema de salarios. Bastante dispar por cierto, porque la negociación no llegó a buen término en el orden nacional pese a que ofrecimos un aumento de prácticamente el 20 por ciento de un básico, de un salario testigo, porque hay que tenerlo claro, la ley de Financiamiento Educativo no fija salario, fija salario testigo mínimo para todos los docentes, por una razón muy sencilla, los docentes no están a cargo del Estado Nacional, son a cargo de las provincias. (...) 

(...)  Entonces creo que yo tengo un gran aprecio por todos los docentes, los considero compañeros, los considero con una gran vocación, un gran esfuerzo, pero creo que sinceramente de corazón han quedado atrapados en una lógica que era la lógica de otro país, que era la lógica de la “carpa blanca” porque no le daban nada a la educación, que era la lógica de que les descontaban el salario, que era la lógica donde los maestros tenían que comprarse su rubro material porque no tenían libros. Hemos repartido millones de libros.  (...) 

(...) Ustedes aprobaron en el Presupuesto para nivelamiento de los docentes mil y pico de millones, 1.098, 1.100 millones pero para FONID aprobaron, aumentaron inclusive el FONID y aprobaron casi 4.000 millones, 3.880 si mal no recuerdo. Con lo cual la parte más gruesa que se destinó no es para los que menos ganan, sino repartida en forma igualitaria entre los que no son iguales. Y cuando uno reparte igualitariamente entre los que no son iguales, está repartiendo muy desigual. Por eso creo que vamos a tener que discutirlo en el Consejo Federal de Educación con todos los gobernadores. (...) 

(...) Hay aproximadamente 998.000 docentes físicos, personas físicas, pero hay aproximadamente 1 millón y medio, 1 millón 600 mil cargos, con los cuales la proporción por docente de cargo es 1.53. (...) 

(...) El promedio de ausentismo, es decir de cargos docentes que se requieren cuando el docente titular o el mismo suplente por equis motivo no va, el promedio nacional es 24,18 por ciento de ausentismo. (...) 

(...) Un cuarto de la masa salarial que se paga en la República Argentina en materia de docentes, se paga 2 veces. ¿Se entiende? Porque le estoy pagando al que está en el cargo y al suplente y al que tiene el cargo que está por alguna una situación no presente frente al aula o no dando las horas cátedra. En algunas provincias alcanza valores preocupantes. Voy a mencionar mi provincia, para que nadie se sienta mal, pero hay otras provincias en que todavía es más alto el ausentismo. En mi provincia, que tiene el salario docente más importante de todo el país, en bruto 4.599 para el que recién se inicia, el ausentismo llega al 47,12 por ciento. Ahora están trabajando porque están recuperando, pero claro, no se pudieron pagar todos los sueldos. Esta es la Argentina y la forma de funcionar -y me incluyo- que tenemos todos. Parece ser que tenemos que tocar fondo, hacer agua para tomar conciencia de las cosas que se han hecho mal y no se debieron hacer.(...)
Y el párrafo que se discute del discurso y que causó fuerte indignación, es este.

No digo que sean la panacea, no digo que estén perfectos, pero para trabajadores que gozan de estabilidad frente al resto de los trabajadores, por ejemplo, que cuando no anda la fábrica le cierran la persiana y los echan; por el tiempo que también tienen de cuatro horas frente a la jornada laboral obligatoria de ocho horas para cualquier trabajador; frente a la suerte también, porque siempre fue así y está bien que sea así, de tres meses de vacaciones frente a trabajadores que tienen vacaciones mucho más reducidas; con el esfuerzo que hemos hecho de dotar a nuestros alumnos de netbooks. ¿Cómo es posible que cada vez que nos tengamos que reunir con sus dirigentes siempre tengamos que hablar de salarios y no hablemos de qué pasa con los pibes que no tienen clases

Y se discute con dureza. Acá lo podemos ver a Hugo Yasky comparando a Cristina con Duhalde, por ejemplo. Yo entiendo que los docentes se hayan indignado. Está perfecto. En el  marco de un conflicto salarial como el que se vive en este momento, las tensiones son mas que lógicas. Sin embargo, no es solo eso. La tensión está en la forma de organización popular que toma el Pueblo Argentino a partir de ahora.

Desde este blog sostenemos (lo repetimos en varias ocasiones) que las orgas habían perdido su sentido de existencia y que era necesario la formación de un partido revolucionario. El mismo sentido se aplica a los sindicatos. La forma de acumulación de poder popular, a mi entender, no puede ser la misma en la resistencia al neoliberalismo que en la ofensiva contra lo mucho que aún queda en pie del Estado Neoliberal. Es un contrasentido.

Es conocida la historia de cuando, en el 2008, Nestor propone formar La Campora con todas las juventudes de las organizaciones sociales existentes, conducidas, logicamante, por alguien de su confianza. La respuesta a eso está clara: cada orga se quedó con su juventud, y La Campora es la Juventud "oficial" del kirchnerismo. No hay que sorprenderse, entonces, cuando Cristina le dice al Frente Transversal que son una organización distinta. Porque lo es.

El poder popular fragmentado en decenas de orgas, movimientos políticos, sociales, culturales y sindicales, heredero de la proscripción del peronismo y la Dictadura civico-militar, consolidado por la década menemista, tiene que terminar. El camino tiene que ser hacia la unidad popular. Hacia la acumulación de poder para la transformación de la Patria, conducido por quien el Pueblo eligió como su conductora. En este marco, la acumulación de poder propio para negociar lo que sea, es solo eso. Fragmentación, división y debilidad. Eso implica, claro, renunciamientos y realineamientos.

El General, en Conducción Política, decía que para poder conducir tenían que pasar dos cosas: 1) que el conductor tuviera habilidades de conductor; 2) que el conducido se dejara conducir. 

Hoy estamos ante una bisagra, creo yo, única y quizas irrepetible. Rearmar el movimiento nacional con eje en un partido revolucionario que acumule poder para la transformación total de la Argentina y el arribo a la Justicia Social plena. Está la conducción elegida por el Pueblo y está el Pueblo dispuesto a dar pelea. Las disputas sectoriales, son solo eso. Nada por lo que asustarse. Pero no hay que olvidar el norte, para no quedar afuera de la historia.

Yo se que este texto, quizás, me traiga algunos dolores de cabeza, pero es honesto de mi parte escribirlo. Los compañeros docentes que yo se que leen este blog, saben de mi cariño, mi respeto y mi gratitud hacia ellos. No es un tema personal, es un tema, como dije, político. Y las diferencias políticas se zanjan por arriba y hacia adelante. Nunca menos. 

14 comentarios:

  1. Flaco: Que tomaste. Son burradas, tiliguerias. Bah, Zonceras nada mas. Pará con la Esperidina.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Aja. Y algun argumento? Ni tu nombre podes dejar. Un abrazo

      Eliminar
  2. Lo que dijo con relación a los docentes no es ni más ni menos que lo que todo el mundo sabe o, al menos, intuye: vacaciones laaaargas, jornadas de trabajo cortas, ausentismo descarado con toda la protección sindical, suplente del suplente del suplente...pero, sobre todo, y lo que es peor es la falta de capacitación(ver a la maestra de Catamarca multiplicando por cero)y la resistencia a cualquier tipo de evaluación seria sobre su capacidad o desempeño. Estas son las causas de que aún con un aumento presupuestario como el que se dio en estos años, sin precedentes, el nivel educativo sea cada vez peor y los sindicatos estén más preocupados por un mango más que por contribuir a lograr el objetivo más noble : una educación cada vez mejor.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Como todas las generalizaciones son malas, no puedo hablar de "los docentes". Lo único que digo que si la discusión es política, la respuesta es política y si la discusión es gremial, la respuesta es gremial. No se tienen que mezclar peras con manzanas. Y a los gremios docentes los quiero de este lado, ojo.
      Ahora, lo que es cierto, es que hay que rediscutir la educación de nuestro país. En buena hora.

      Eliminar
  3. ANOCHE VI EN LA CNN UN REPORTAJE A BARADEL DONDE CRITICA LA EDUCACION ARGENTINA Y LA VERDAD ES UN CARADURA, COMO TODOS ELLOS QUE ARREGLAN CON MAURIZZIO POR DOS MANGOS Y HACEN PARO GENERAL A CRISTINA, LA VERDAD SON DE LO PEOR Y LA GENTE LO SABE, POR LO TANTO,CRISTINA TIENE RAZON.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No lo vi y me cuesta creer que Baradel haya criticado la educación en Argentina. Ahora, tambien me costó creer que Yasky comparara a cristina con Duhalde. No puedo opinar de lo que decis sobre Baradel, pero si, le hacen paro a cristina y no a Macri. eso es un dato objetivo.

      Eliminar
  4. Esto se llama patear el avispero, asi de una vez por todas hablamos seriamente de Educación...

    ResponderEliminar
  5. Los que somos "de a pié", es decir no somos docentes pero conocemos a docentes, y además portamos algunos años, sabemos que lo dicho por la presidenta es cierto.
    Lo que opinan muchos no es otra cosa que defenza corporatíva.-

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Defensa corporativa es fuerte, pero parece la palabra justa

      Eliminar
    2. Igual ahora como lo dijo la presidenta, están todos de lado de los docentes y ojo yo soy de los que defienden los reclamos de los docentes... quizas esto sirva para que los padres, se empiecen a interesar en lo que hacen en los perfeccionamientos, a inmiscuirse en las curriculas, etc etc...

      Eliminar
  6. Mirá, yo no voy a dar detalles porque puede ser una imagen un tanto violenta, pero como docente te puedo garantizar que no sólo mucho de lo que dice Cristina es cierto, sinó que hay cosas que no están especificadas en lo que dice pero que son realmente indignantes. No somos todos, eso está claro. Yo creo cumplir lo mejor que puedo con mi trabajo de docente, pero dejando de lado lo de las vacaciones -que es cierto- y lo del ausentismo -que es cierto-, también hay que considerar un par de cosas. Por ejemplo, a nivel universitario al menos puedo dar fe de que es muy común el caso de docentes que no faltan, pero cumplen una fracción del horario, que es casi como faltar. O sea, tipos que tienen que empezar a las 5, pero aparecen a las 8 y se van una hora antes. Hay clases que deberían ser de 4 o 5 horas que en realidad son de quince minutos o media hora, y no estoy jodiendo. Eso sin mencionar casos de tipos que hace veinte años dan clases y ni siquiera se preocupan por leerse una hora antes la fotocopia que usan todos los años, aunque sea acordate por repetición... es alarmante, y hay que discutir la calidad de la educación en Argentina urgente. No por eso digo que los docentes no merezcan un mejor sueldo, quizá si, tampoco estoy tan seguro. Pero si vamos a pedir tenemos que tener un poquitito de vergüenza y exigir con argumentos. Ni me atrevo a decir que la media de los docentes siquiera cumple con los horarios y los programas, ni hablar con la autoevaluación y mejora... Alguno dirá "este boludo no es docente" y demases, en todo caso lo siento por el que no quiere ver la realidad.
    Saludos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Comparto TODO lo que decís, Anónimo.

      Abrazo

      Eliminar
  7. Sin ser docentes creo que los padres le piden a los docentes que ellos hagan todos los que ellos no hacen, lo tienen todo el dia mirando televisión, o no saben ni que hacen , o sus hijos son inaguantables en sus casas y no saben que hacer con ellos en unas pocas horas se pretende que por obra de magia todo se realice y que otra persona haga magia soportando el desagote de todas las falencias que los alumnos traen de sus hogares, multiplicada por muchos, obviamente que los docentes tienen que ser evaluados pero los padres tambien pues la comunidad educativa tambien la hace la familia y es obvio que los docentes tendrian que ocuparse exclusivamente de enseñar, todos los problemas de violencia que traen los chicos o bien de falta de apoyo familiar tendria que quedar superditado exclusivamente a las respectivas familias y ser evaluadas tambien por su acompañmiento en el proceso educativo de sus hijos, pues la comunidad educativa no son solamente los docentes y los alumnos sino tambien las familias de los alumnosy los mismos que claman justicia airadamente tambien deberian tambien ocuparse como corresponde de sus hijos , no solamente verborragicamente y hacerse cargo de lo que no hacen, es mas facil pedirle milagros al otro que cumplir los deberes de padre en muchisimas situaciones.

    ResponderEliminar